Y llegamos al componente número cinco de la Fase DOS… es decir al último punto de esta mini gran travesía en el recorrido por los distintos elementos indispensables para Realizar el Pedido de tus Deseos y los atajos para elevar la energía en el trance de Prepararte para Recibirlos.

  1. ¿Estás haciendo *el acting* de simular como si ya lo tuvieras?
  2. ¿Estás *depurando*, haciendo espacio y generando el vacío para que llegue y encuentre lugar donde quedarse?
  3. ¿Empezaste a *desenmascarar* tus miedos de lo que pueda ocurrir a futuro y limpiando tus memorias del pasado?
  4. ¿Estás siguiendo tu intuición para realizar *acciones desde la inspiración*, pidiendo guía a la divinidad y siguiendo las señales del universo?

Si alguna de tus respuestas a estas preguntas fue “sí”, significa que estuviste dando Saltos Cuánticos de Energía, liberando bloqueos y elevando tu nivel promedio de vibración. Reitero, no sólo para UN deseo en particular… sino que estos pasos contribuyen a un crecimiento y mejoría INTEGRAL de tu persona y de tu capacidad de Manifestar a Conciencia tu realidad material. (Incluso si no hubieses definifo en la Fase UNO exactamente lo que querés).

  • ¿En qué nivel creés que está tu energía a comparación de cuando empezaste?

Si mi hija me pide un licuado de frutas, pero cuando se lo preparo no lo toma o deja el vaso con más de la mitad, a menos que me explique lo que sucede voy a suponer que “no le gusta” y en otra oportunidad que pida, no le prepararía más. Si me pide por ejemplo que le compre un juguete nuevo que vio por la tele, pero a los que ya posee los tiene desparramados en la pieza, tirados por el piso, o las muñecas sin vestido, mezcaldas entre los cuadernos de la escuela… voy a considerar que “si no puede con lo que ya tiene, tal vez menos podría administrar más cantidad”, “probablemente no está preparada para manejarlo”.

Solamente su observo que mantiene sus cosas ordenadas, limpias y REALMENTE APRECIA Y VALORA LO QUE YA TIENE, o que salta de alegría cuando recibe algo, entonces ahí, con gusto, me ofrezco a darle más. Ella sabe que conmigo no funciona el “-cuando me compres remeras nuevas voy a ordenar el ropero-“. Sabe que es a la inversa: “-mantengo mis cosas ordenadas para que me traigas más-“.

¿Te suena? ¿Te hace eco la idea del sentido en el que opera el universo para enviarte las cosas?

Primero aceptar, agradecer y valorar lo que YA TENEMOS (por más poco o inadecuado que pareza) y después por consecuencia vendrá más. Y aunque el sólo discurso, la sola palabra *GRACIAS* ya es un buen comienzo, aquí a lo que apunto es a “convicción y énfasis”. A comenzar a forjar, o fortalecer el ESPÍRITU DE GRATITUD constante, consistente y creciente. No sólo con la boca, sino con todo el cuerpo, el alma, el corazón. SENTIR, cada vez que decimos “gracias”, como si todas las células de nuestro cuerpo fueran caritas felices. Que se perciba en la mirada, en los movimientos, en cada acción.

Algunas opciones y ejemplos:

  1. Agradecer por todo lo que sos, tenés y querés conservar.
  2. Agradecer por lo que “no querés” y por la enseñanza o aprendizaje que dejó en tu vida para poder soltarlo y dejarlo ir en paz.
  3. Agradecer por lo que todavía no llega, con la certeza de que en el momento correcto vendrá.
  4. Agradecer por cada cumplido, reconocimiento y gesto agradable que te hacen los demás.
  5. Agradecer por cada centavo, billete o fortuna que recibís, generás o encontrás.

Es una cuestión de enfoque, que coloca a la mente y al ser en un estado de “riqueza y abundancia” independientemente de las circunstancias. Es la salida de emergencia de cualquier catástrofe, desilusión o mar de deudas.

Y por si acaso, si justo hhoy estás pasando un mal momento, no estás conforme con el estilo de vida que llevás, o tenés muy poco dinero… quejarte o lamentarte van a atraer MÁS ESCASEZ a tu vida. Sólo a través de la GRATITUD verdadera y genuina podemos comenzar a cambiar la suerte.

Porque en este juego, “El que AGRADECE GANA y el que se queja pierde”.

Mostrale al universo que aceptás y honrás tu realidad actual. Que estás agradecido, preparado y abierto para recibir más. Y esto sí que es INSTANTÁNEO. Porque cuando te ponés a detectar (sobre todo por escrito) las “cosas, situaciones o experiencias por las que estás agradecido”, automáticamente empezás a darte cuenta de que estás rodeado y repleto de ellas. Así que, las nuevas que estás esperando, no tardarán en llegar y manifestarse en tu mundo material.

HACÉ TU LISTA y contame en los comentarios:

♥ ¿Cuáles son las cosas por las que estás agradecido?

♥ ¿Qué hacés cuando encontrás dinero o alguien te dice algo lindo?

♥ ¿Cuál es la evidencia de que en tu vida YA EXISTE riqueza y abundancia?

GRACIAS!!! por estar ahí, por leerme, por comentar. Gracias por contribuir a que mi vida sea más bonita y sentida. Gracias por permitirme ayudar.

Cariños y mucho brillo…

 

Fabiana 🙂

 

Suscribite a la lista

Suscribite a la lista

y vas a recibir estrategias clave para dejar de padecer tu rutina laboral y comenzar a vivir una vida plenamente feliz.

¡Gracias! Tu suscripción fue exitosa. Verificá tu casilla de correo.

Suscribite a la lista

y vas a recibir estrategias clave para dejar de padecer tu rutina laboral y comenzar a vivir una vida plenamente feliz.

¡Gracias! Tu suscripción fue exitosa! Verificá tu casilla de correo.